Transición de la industria marítima contenerizada continuará hasta 2015

El recientemente publicado informe anual de Drewry Maritime Research Container Market Review and Forecast pronostica que el mercado se mantendrá en modo de transición por lo menos hasta 2014 e incluso hasta 2015, debido principalmente a las continuas presiones del área de suministros: a menos que haya reducciones voluntarias en el abastecimiento, la industria del transporte marítimo contenerizado continuará luchando.

Según el informe, dependiendo de qué tan bien los operadores administren la capacidad de despliegue de sus naves durante este periodo determinará en qué rango se sitúen las tarifas de de flete de carga y las utilidades generales. Los iniciativas de navegación a baja velocidad y capacidad vacante, que han sido utilizadas de menor forma durante los últimos 12 meses, necesitarán ser herramientas estratégicas utilizadas con mayor frecuencia ya sea le guste o no a las navieras.

Una nueva realidad

La realidad actual de la industria es que existen pocos indicadores positivos genuinos en el mercado, la demanda es débil y se mantendrá así en las principales rutas durante los próximos 15 meses por lo menos, el mercado Charter no está mostrando señales de repunte, las tarifas de fletes de carga están bajo presión y la caída de los tonelajes sobre el mercado está comenzando a causar problemas, según consigna el informe de Drewry.

Sin embargo, las navieras han manejado sorprendentemente bien el flujo entrante de nuevas capacidades este año y ya a contar de Julio de este año habían desplegado 5% menos capacidad en comparación con el año anterior en las principales rutas este-oeste. No obstante, la falta de una temporada alta ha puesto en este año presión adicional en las navieras.

¿Un futuro mejor?

Drewry prevé que la industria continuará sin traspasar el umbral de la rentabilidad este año lo cual podría ser considerado un buen resultado luego del pésimo inicio del año 2012. Sin embargo, al tomar en consideración que las tarifas de carga fueron triplicadas e incluso cuadruplicadas de la noche a la mañana a principios de año, se puede ver el daño que se sufrió en 2011.
Para el corto y mediano plazo, Drewry cree que las navieras tendrán serios problemas con el despliegue del nuevo tonelaje que ha entrado y que de ser ejecutado erróneamente podría afectar negativamente las tarifas de carga.

“La industria enfrenta el desafío fundamental de alinear la oferta y la demanda para mantener las tarifas de fletes de carga en niveles saludables y al mismo tiempo muy pocas navieras están preparadas para tomar el liderazgo y ajustar sus capacidades – y si es que lo hacen, siempre es en base a una acción reactiva. Ahora es el momento de que las navieras desplieguen patrones de servicios enfocados seriamente a estabilizar las tarifas de carga o si no la industria se verá atrapada en una corriente de tarifas a la baja mientras usan el GRI para paliar contra lo fundamental del mercado”, comentó Neil Dekker, encargado de investigación de contenedores de Drewry.

Durante los próximos años, las navieras tendrán que apoyarse en volúmenes bajos de crecimiento de tarifas en las rutas este-oeste en comparación con el boom de los años 2001-2007, habrá un realineamiento natural de la capacidad y de las alianzas operacionales como ya ha ocurrido en la ruta Asia- Norte de Europa, lee el informe

Fuente:www.mundomaritimo.cl

Deja un comentario

Tienes que iniciar sesión para escribir un comentario.